La nueva Estrategia de Eficiencia Energética de Castilla y León supera los objetivos de la UE

El Ente Regional de la Energía (EREN) de la Junta de Castilla y León ha diseñado una nueva Estrategia de Eficiencia Energética que consta de 79 medidas dirigidas a reducir en más del 30% el consumo de energía y las emisiones de dióxido de carbono (CO2) en Castilla y León hasta el año 2020, objetivo que está 10 puntos por encima del marcado por la Unión Europea (UE). La inversión estimada durante la ejecución del plan asciende a más de 940 millones de euros, de los que casi la tercera parte se financiarán con recursos públicos.

El documento que contiene la Estrategia está expuesto en el portal de Gobierno Abierto desde el 5 de marzo, coincidiendo con la celebración del Día Mundial de la Eficiencia Energética. El plazo para realizar aportaciones a este espacio de participación finaliza a las 15:00 horas del 17 de marzo de 2017.

El análisis de los datos de consumo real y su tendencia en el ámbito autonómico revela que Castilla y León cumplió las exigencias de la UE en 2013, ya que ese año el ahorro energético conseguido era ya del 20,89% en relación con los indicadores de 1990. Por este motivo, la nueva Estrategia de Eficiencia Energética de la Junta es más ambiciosa en sus objetivos y prevé rebajar el 32,45% el consumo energético y el 30,24% las emisiones contaminantes en 2020.

Más del 68% de la inversión procede del sector privado
El documento elaborado por el EREN se estructura en siete áreas: industria, edificación, transporte, servicios públicos-entidades locales, administración autonómica, I+D+i y comunicación, difusión y formación.

La puesta en marcha de las 79 medidas contempladas en la Estrategia de Eficiencia Energética requerirá una inversión aproximada de 940,4 millones de euros hasta 2020. De esta cantidad, 642,1 millones serán aportados por el sector privado (el 68,3 % del total), mientras los restantes 298,3 millones (el 31,7 %) se sufragarán con recursos públicos, tanto de carácter autónomo, como estatales y europeos, con la cofinanciación del Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER).

El sector industrial absorberá el 37,9 % del volumen global, seguido del sector de edificación, con el 37 %. A más distancia, las mejoras en servicios públicos de las administraciones locales aglutinarán el 14,2 % de los recursos; el transporte concentrará el 11,2 % y la Administración autonómica, el 2,6 %. Al capítulo de I+D+i se dirigirán el 0,3 % de los fondos y, por último, al apartado de comunicación y difusión, el 0,1 %.

07/03/2017
Fuente: 
ESEficiencia