El sector eólico presenta una propuesta conjunta ante la revisión del régimen retributivo de las nuevas instalaciones

    “No es posible que se acuse a la eólica de incidir en el déficit tarifario”, han repetido esta mañana los representantes de AEE y APPA en la presentación de su propuesta conjunta, que, en todo caso, “va orientada a tratar de ahorrar costes al sistema. Pero siendo conscientes de que si la eólica no existiera el precio de la electricidad sería mayor.


    La propuesta, basada en los conceptos de irretroactividad, estabilidad y certidumbre, permitiría cubrir el objetivo del Plan de Energías Renovables 2005-2010 (PER) de alcanzar 20.150 MW eólicos al final de la presente década, y con un ahorro sensible de costes para el sistema eléctrico con respecto a la legislación vigente.


    En cuanto a la irretroactividad, el sector cree que “la revisión debe realizarse garantizando la seguridad jurídica y, por tanto, los parámetros establecidos en el Real Decreto 436/04 para los proyectos existentes. Para asegurar estabilidad se debe respetar el valor actual de las primas e incentivos, conforme a los principios económicos del régimen especial y del PER. Y la retribución debe actualizarse en función de parámetros objetivos (IPC, tipos de interés, precios de la energía…) y debe estar garantizada para toda la vida útil de las instalaciones, para generar certidumbre”.


    La propuesta permite la misma tasa de rentabilidad que la fijada en el RD 436 para estas inversiones (8,8%) en las dos opciones de retribución que plantea: tarifa regulada y precio de mercado más prima. Esta última opción está sujeta a un techo y un suelo (cap and floor) que modulan al alza o a la baja el monto de la prima, que puede llegar a ser nulo, si el precio de mercado percibido por la instalación superase los 92,7 euros por MWh. El suelo se tocaría cuando el precio del pool fuera inferior a 30,37 euros. La prima a percibir entonces sería de 71 euros menos el pool percibido. El precio propuesto para la tarifa regulada es de 79 euros por MWh.


    “Se trata –explica el sector– de un esquema similar al actual, pero con componentes que permiten limitar los efectos coyunturales de los precios del mercado eléctrico; en este sentido, el ahorro que genera la propuesta en el déficit tarifario, en comparación con el sistema actual, oscila entre los 880 y los 1.480 millones de euros anuales. Y descontado el coste de primas e incentivos, el ahorro total neto para el sistema oscila entre los 170 y los 745 millones de euros”.



  • Fecha de la noticia: 2006-11-24
  • Fuente: Apecyl
  • Ambito: Nacional
Activar notificaciones No, gracias